Ciencia y Sector buscan sinergias

Ipac - 15 de diciembre de 2009

LOS PASADOS DÍAS 24, 25 Y 26 DE NOVIEMBRE SE CELEBRÓ EN MADRID, EN LA ESCUELA TÉCNICA SUPERIOR DE INGENIEROS AGRÓNOMOS, EL XII CONGRESO NACIONAL DE ACUICULTURA (CNA). ORGANIZADO POR LA SEA, ESTA EDICIÓN DE CONGRESO, A LA QUE ASISTIERON CASI 400 PERSONAS DEL ÁMBITO DE CIENTÍFICO, DE LA ADMINISTRACIÓN Y DEL SECTOR EMPRESARIAL, CONTÓ CON ELEVADO NÚMERO DE COMUNICACIONES CIENTÍFICAS. COMO NOVEDAD, LAS SESIONES EN LA QUE SE ESTRUCTURA HABITUALMENTE ESTE EVENTO, SE REPARTIERON CASI EQUITATIVAMENTE ENTRE CIENTÍFICAS Y TÉCNICAS. LAS SESIONES CIENTÍFICAS ABORDARON LAS TEMÁTICAS DE NUTRICIÓN, INGENIERÍA E INSTALACIONES, SANIDAD ANIMAL, ECONOMÍA Y SOCIOLOGÍA, GENÉTICA, FISIOLOGÍA E REPRODUCCIÓN, CALIDAD ALIMENTARIA Y MEDIO AMBIENTE. POR SU PARTE, EN LAS SESIONES TÉCNICAS SE DEBATIÓ SOBRE EL FUTURO DEL MARISQUEO Y DEL MEJILLÓN, COMUNICACIÓN, ACUICULTURA CONTINENTAL, LEGISLACIÓN SANITARIA, RECIRCULACIÓN, TRANSFORMACIÓN, MEJORA GENÉTICA, ALIMENTACIÓN, FORMACIÓN, PLANIFICACIÓN, COOPERACIÓN PARA EL DESARROLLO, ACUICULTURA MEDITERRÁNEA, ACUICULTURA DEL ATÚN, REPOBLACIÓN MARINA Y CRIANZA DE PECES PLANOS. ASIMISMO, Y ENTRE OTROS ACTOS PARALELOS AL CONGRESO COMO PRESENTACIONES Y EMISIÓN DE VÍDEOS, TUVO LUGAR LA 67º REUNIÓN DE LA JUNTA ASESORA DE CULTIVOS MARINO Y LA 6º REUNIÓN DE LA JUNTA ASESORA DE ACUICULTURA CONTINENTAL.

El XII Congreso Nacional de Acuicultura comenzó su andadura el día 24 con la inauguración oficial en el Museo del Traje, y lo hizo con una conferencia de lujo que, en relación al lema del congreso: “Con la acuicultura alimentamos tu salud”, corrió a cargo de Rafael Ansón Oliart. En este acto de bienvenida, tanto el presidente del comité científico, Morris Villarroel, como el presidente del comité organizador, Daniel Beaz, destacaron la importancia y la calidad de las comunicaciones científicas presentadas y de cómo estas aportaciones científicas pueden repercutir sobre un sector en desarrollo; expresando también sus deseos que la nueva orientación que se le ha querido dar al congreso en esta edición fuera del agrado de todos los asistentes.

Juan Martín Fragueiro, secretario general del Mar, destacó, en este mismo acto, la importancia creciente de la acuicultura en España como actividad económica, y aplaudió la organización de eventos como el CNA “puesto que permiten difundir los avances científicos y tecnológicos”. Martín Fragueiro también alabó la organización de congreso y el lema de esta edición “que pone de relieve la necesidad de mejorar la imagen de la acuicultura a través de los beneficios que estos productos tienen sobre la salud”, destacando que, precisamente, mejorar la imagen de esta industria, es uno de los retos de la nueva estrategia europea para una acuicultura sostenible. El secretario general del Mar no quiso desaprovechar la oportunidad para ensalzar la importancia de los Planes Nacionales de Cultivos Marinos, de especial interés en el congreso, “como herramienta de inestimable ayuda para el impulso de de la ciencia e investigación en el sector y que tienen como objetivo principal fomentar la competitividad a través de la transferencia de resultados, en muchos casos difícil de acometer por la iniciativa privada”.

El director de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Agrónomos, Jesús Vázquez Minguela, también mostró su satisfacción y agradeció a la organización el haber elegido la escuela que dirige como sede del Congreso, definió a la acuicultura como una disciplina multidisciplinar con aportaciones agronómicas “cuya fortaleza es un reto para todos nosotros” y vaticinó el éxito del evento desde su doble vertiente, la ciencia y la técnica. Bajo el título “El pescado: protagonista en la gastronomía del siglo XXI”, Rafael Ansón, presidente de la Real Academia de Gastronomía y secretario general de la Fundación Española de Nutrición, fue el encargado de ofrecer la conferencia inaugural con la que se daba inicio a este congreso. Rafael Ansón destacó que los pescados y mariscos, “los frutos del mar”, tienen un gran protagonismo en la gastronomía actual y que la carencia de estos productos procedentes de la pesca extractiva, necesariamente, “tiene que dar lugar a que podamos alimentarnos y a disfrutar de otros que, siendo muy similares, tienen distinto origen”. Ansón quiso dejar un mensaje optimista a empresarios y científicos que desarrollan su tarea profesional en este campo: “no se preocupen, el pescado de acuicultura se acabará imponiendo exactamente igual que la carne de porcino, vacuno, etc.” Y respecto a esto último destacaba que en España “tenemos la suerte de contar con los mejores cocineros del mundo, que, por su responsabilidad social y corporativa, van a tener la oportunidad de elaborar platos extraordinariamente sabrosos desde el punto de vista gastronómico ofreciendo recetas con este tipo de productos”. El presidente de la Real Academia de Gastronomía manifestó al auditorio que “he tenido la suerte de probar muchos de estos platos y son igual de buenos que los que se hacen con pescado salvaje”, a lo que añadía que, “precisamente, el hecho de que estos últimos sean distintos, sólo implica que han de cocinarse de forma adecuada y en función de sus características; simplemente eso”. Y animó al sector a “cultivar en las mejores condiciones posibles, con las aguas de mayor calidad, con una alimentación adecuada, los nutrientes necesarios y con todas las garantías de sanidad”. Las alabanzas a los empresarios no dejaron de sucederse, para ya, al final de su intervención agradecerles el trabajo realizado “en nombre de los aficionados a la buena mesa”.

Tras una jornada de acreditaciones e inauguración oficial, el grueso de congreso se desarrolló de forma intensa durante los dos días siguientes, llegando a producirse en algunos momentos hasta cinco actividades de forma paralela. Más de 400 personas se alternaban entre las distintas sesiones técnicas y científicas y en función de su afinidad o grado de interés.

CONOCIMIENTOS SOBRE FISIOLOGÍA, BASE DE LA PRODUCCIÓN

Una de las premisas para abordar la producción de una nueva especie, o para mejorar las ya existentes, pasa por contar con suficientes conocimientos sobre su fisiología, por ello es uno de los aspectos en los que se hacen mayores esfuerzos de investigación como refleja el hecho de que dos de las sesiones científicas del Congreso estuvieron dedicadas a esta cuestión. En ellas se expusieron los trabajos sobre fisiología y reproducción desarrollados en diferentes centros de investigación, destacando la gran cantidad de ponencias dedicadas a mejorar el conocimiento sobre la fisiología del lenguado -en cuestiones, por ejemplo, como la influencia del fotoperiodo o de la dieta y densidad sobre el crecimiento, o como diferentes aspectos de su reproducción-. Las presentaciones orales también se centraron en otras especies como la corvina, el mejillón, el centollo, o la dorada. Sobre esta última se presentaron diferentes comunicaciones, centradas en aspectos como la calidad de las puestas en función de la dieta, la influencia de la temperatura en el ritmo de evacuación gastrointestinal o la variación del consumo de oxígeno en respuesta a una hipoxia progresiva, entre otros.

LA IMPORTANCIA DE LA NUTRICIÓN

La búsqueda de piensos más eficientes y alternativas que permitan prescindir, en mayor o menor medida, de la harina y aceite de pescado en la alimentación son cuestiones sobre la que los investigadores y los fabricantes de piensos llevan años trabajando. El interés y la actualidad de esta cuestión se vieron reflejados en la inclusión de dos sesiones científicas y una sesión técnica en esta edición del CNA. En las primeras se abordaron diferentes cuestiones, desde los requerimientos nutricionales de diferentes especies -dorada, sargo, besugo…- hasta los efectos y posibilidades para la sustitución de aceite y harina de pescado en piensos. También se expusieron diferentes experiencias en la que se buscaba optimizar el uso de los piensos, estudiando, por ejemplo, la percepción que los sargos picudos tienen de diferentes dietas, o evaluando el efecto del ejercicio combinado con el aumento del porcentaje de carbohidratos en la dieta para doradas.

“Alimentación sostenible” fue el título de la sesión técnica que Miguel Jover, de la Universidad Politécnica de Valencia, introdujo planteando la necesidad de buscar un enfoque triple: la sostenibilidad medioambiental, la sostenibilidad desde el punto de vista del acuicultor y la sostenibilidad de cara al consumidor. Por su parte, José Luis Tejedor, de Dibaq, destacó la obligatoriedad de enlazar la alimentación con cuestiones relacionadas con la genética, sanidad, manejo, etc. para conseguir la verdadera sostenibilidad.

En la búsqueda de materias primas alternativas a las harinas y aceites de pescado, Tejedor destacó la biodisponibilidad, las adecuadas características nutricionales y un precio ajustado, como las características que deben reunir las materias primas para poder considerar su uso. Ramón Fontanillas, de Skretting, recordó que “aunque parezca una obviedad… los peces requieren nutrientes, no materias primas, si se hace un pienso balanceado con los nutrientes adecuados, el animal crece bien”. Y también apuntó la necesidad de evitar que las materias primas sustitutivas se consigan con prácticas no sostenibles, recordando que la cada vez son más frecuentes los estudios del ciclo de vida de los productos, en términos de energía e impacto en el medio y las demandas de sostenibilidad por parte de los consumidores.

GENÉTICA, HERRAMIENTAS DE FUTURO

La genética, en sus diferentes aspectos ha tenido un espacio destacado dentro de la duodécima edición del CNA. Así, una de las sesiones científicas estuvo dedicada a este campo de la biología, con presentaciones relacionadas con la resistencia a enfermedades o la optimización de la producción (en relación con el crecimiento, el sexo o la elección de reproductores, etc.), entre otras. Además, una de las sesiones técnicas se dedicó a las posibilidades que ofrece la mejora genética, analizadas desde los puntos de vista tanto de investigadores como de los empresarios. En este marco, Santiago Cabaleiro, del Cetga, destacó la necesidad de comunicar adecuadamente las ventajas que puede suponer la mejora genética a aquellos que, al final, serán los encargados de adoptar las decisiones fundamentales dentro de las empresas. “Es importante enseñar que con la genética se puede ganar dinero y mejorar”, explicó.

Además, Alfonso Vidaurreta, de Cupimar, incidió en que los programas de mejora genética han de plantearse a largo plazo, por lo que “lleva mucho tiempo ver los resultados”, algo que, en el actual momento de crisis económica, deriva en que resulte “difícil convencer al empresario para que invierta”, por lo apostó por que la administración se implique en estas cuestiones. En esto coincidió con Paulino Martínez, de la Universidad de Santiago de Compostela, quien también destacó la necesidad de que, dentro de las empresas, existan técnicos con conocimientos suficientes para apostar por esta línea de mejora y defenderla ante los responsables empresariales.

SANIDAD ANIMAL COMO HERRAMIENTA DE COMPETITIVIDAD

La acuicultura como actividad en expansión necesita de una concienciación y una legislación en materia sanitaria no sólo para luchar contra las enfermedades animales y mejorar las condiciones higiénicas de los mismos, sino también para incrementar la competitividad del sector. En la sesión técnica al efecto fueron muchas las cuestiones que se plantearon acerca de la legislación actual y la que está por desarrollar, que si bien ha de basarse en una perspectiva global necesita de especificaciones concretas en el caso de cada país, su situación y condiciones. En las comunicaciones orales se dieron a conocer resultados de diferentes proyectos que sobre distintos patógenos se han realizado, así como sobre métodos de control, detección y cuantificación de los mismos.

PLANIFICACIÓN PARA EL DESARROLLO

Que la acuicultura europea tiene que seguir creciendo no es un deseo, es una necesidad. Pero para crecer, y hacerlo ordenadamente, la planificación se convierte en un elemento clave para el desarrollo sectorial de la actividad, y así se manifestaba en la sesión técnica sobre Planificación. La planificación acuícola, entendida como un conjunto de directrices acordadas entre los distintos agentes del sector con la finalidad de realizar un desarrollo ordenado y sostenible de la actividad, no supone únicamente realizar estudios de localización sino que, conjuntamente han de ponerse en marcha otras actuaciones que aborden, entre otras cuestiones, el desarrollo normativo, acciones de apoyo y gestión o estudios específicos, se destacaba entre algunos de los ponentes y público asistente. Esta falta de planificación y reserva de espacios para la acuicultura, se indicaba, sólo puede llevar a una pérdida de posicionamiento, una disminución de la capacidad productiva o/y a una pérdida de competitividad. Asimismo se advertía que no se puede hablar de la planificación acuícola como una acción independiente sino que tiene que estar inmersa en una planificación integral en la que se incluya la planificación de, entre otros, los sectores de la pesca, turístico, urbanístico, de puertos, etc.

INGENIERÍA AL SERVICIO DE LA ACUICULTURA

La mejora de las condiciones de crianza, la reducción de costes o el uso de espacios hasta ahora no aprovechados son algunos de los aspectos en los que se hace imprescindible la participación de la ingeniería en la actividad acuícola. Ejemplos de ello se expusieron en el marco de una sesión científica, en la que se trataron cuestiones como el análisis de las alternativas para evitar las mortalidades de mejillón en el Delta del Ebro o las aplicaciones de instrumentos como el sónar en acuicultura. Por otra parte, también se expusieron los trabajos que desde la Universidad Politécnica de Cataluña se están desarrollando para mejorar el diseño de tanques para peces planos. A través de diferentes metodologías, los investigadores buscan conocer con mayor precisión la forma en la que se mueve el agua en el tanque, identificando remolinos, zonas muertas o áreas en las que se acumulan los desechos, con el objetivo de optimizar sus formas.

PECES PLANOS, LAS POSIBILIDADES DEL LENGUADO

La sesión técnica dedicada a peces planos estuvo centrada, principalmente, en el futuro de la producción de lenguado en España. Sergio Devesa de Aquacria Arosa, recordó inicialmente la complicada situación en la que se encuentran los productores de rodaballo, debido al descenso de los precios de venta y repasó la historia de la producción de lenguado en España en los últimos años, apuntando que la solución a las dificultades encontradas hasta el momento, en su opinión, pasa por el uso de sistemas de recirculación que permiten solventar los problemas que se presentan derivados de enfermedades o de interrupción del crecimiento por baja temperatura. José Pedro Cañavate, del IFAPA, por su parte, sugirió la necesidad de realizar un mayor trabajo relacionado con los diferentes aspectos de la zootecnia para conseguir un mayor éxito en la producción a escala industrial de una especie que puede llegar a tener una gran importancia en la acuicultura marina española.

MARISQUEO O ACUICULTURA SOCIAL

El marisqueo es una actividad con mucho potencial; con un importante nivel de conocimientos en áreas determinadas y con carencias o aspectos mejorables en otras. Algunas de estas carencias fueron puestas de manifiesto durante la sesión técnica sobre el futuro del marisqueo, entre ellas, los escasos trabajos realizados sobre especies menos conocidas, también los relacionados con el medio ambiente o lo difícil que es publicar en este campo. Entre aquellos otros aspectos donde hay un conocimiento más avanzado se encuentran los modelos de crecimiento, patología u organización del sector. Juan Castiñeira, mariscador de la Ría de Pontevedra abogaba por cambiar el concepto del “marisqueo” por uno más dinámico: “el hecho de haber pasado de una actividad meramente extractiva a otra donde se siembra semilla, se hace preengorde, se cuida y limpia el sustrato, se eliminan depredadores, etc. ha sido, evidentemente, un gran avance, estamos hablando de un nuevo concepto “acuicultura social” que deja atrás la mera actividad extractiva. Los datos económicos también hablaban por sí solos: en Galicia trabajan en torno a 5.000 mariscadoras con jornadas inferiores a 8 ocho horas, 115 días al año y donde se supera el salario mínimo interprofesional. Avanzar en el campo de la tecnología para tratar de reducir la dependencia de las condiciones naturales e impulsar decididamente un saneamiento integral de las aguas, fueron otros de los retos abordados. También hubo momentos para la crítica, y aquí destacó cierto inmovilismo del sector que, en muchos casos, no se abre a la tecnología existente. Asimismo también se abogó por que éste empiece a pensar más con criterios económicos y empresariales, y por una mayor colaboración entre el sector, los investigadores y la administración.

EL FUTURO DE LA ACUICULTURA CONTINENTAL

En las últimas décadas la acuicultura continental en España ha experimentado una transformación muy significativa: si “hace 30 años el reto era producir más con menores costes”, con el tiempo, pasó a ser “coordinar la oferta, defender lo que teníamos entre las manos”. Así resumió la evolución del sector Raúl Rodríguez, de la OPP 22, quien apostó por buscar “nuevos nichos de mercado” y por “ganar presencia a través de la transformación”. Por su parte, Francisco Villarreal, de Truchas de la Alcarria, expuso la experiencia de la empresa en su apuesta por la calidad y por la diversificación, aprovechando posibilidades como las que ofrecen el sector del ocio y la pesca deportiva. Además, Villarreal destacó que, “en un país al borde de la desertización es fundamental controlar el agua” una labor en la que los piscicultores tienen un papel fundamental: “no consumimos agua, aseguramos un caudal ecológico, y las aguas que vertemos salen más limpias de lo que entran”, apuntó.

RETOS PARA LA ACUICULTURA MEDITERRÁNEA

Javier Ojeda, gerente de APROMAR, expuso, al hablar del futuro acuicultura mediterránea, algunas de las ineficiencias del mercado de la dorada y lubina, entre ellas, una oferta escasamente planificada, un fuerte desequilibrio en la capacidad de negociación comercial, unos precios de venta al público escasamente variables, los acuerdos de precios “al día”, la carencia de información, etc.…. Todo lo anterior, señalaba, lleva, irremediablemente, a un mercado ineficiente con un impacto negativo sobre la competitividad. Para Ojeda, el camino se encuentra en un mercado libre en el que haya igualdad de oportunidades, donde se debe mejorar aspectos como la información y la transparencia y donde se consiga mantener un equilibrio entre los márgenes comerciales en origen. Ojeda apostó por la concentración de la oferta -a través de la concentración empresarial o las organizaciones de productores- y por actuar sobre el mercado actuando sobre la información al consumidor, el etiquetado, la promoción y la comunicación y por estudios sobre la evolución del mercado en que se incluyan predicciones. También apostó por los acuerdos comerciales a largo plazo y el mercado de futuros.

Por lo que respecta a la I+D+i Juan Manuel García de Lomas, director gerente de Ctqua, defendió la investigación aplicada y el desarrollo tecnológico como elementos esenciales para el crecimiento y competitividad de las empresas, así como por la necesidad de rentabilizar los esfuerzos en el desarrollo de proyectos de investigación aplicada, “acordes, siempre, con las necesidades del sector”. De Lomas lanzó una propuesta: que todos los proyectos de I+D+i reserven un 20% de su presupuesto para verificar su aplicabilidad.

CERRAR EL CICLO DEL ATÚN

Cerrar el ciclo del atún cuanto antes es uno de los objetivos del sector “porque quienes cierren el ciclo tienen la llave en su mano”, explicaban empresarios del sector en la sesión técnica que abordaba la industria de esta especie. Una vez hecho esto, y ya que se iría a la producción de un atún de tamaño menor, manifestaban, “habrá que hacer prospecciones de mercado y análisis coste beneficio”. Otro de los aspectos que se debatieron en dicha sesión fue si la solución a la gestión rojo pasa por su inclusión en CITES, a lo que se respondió negativamente: “pasa por regularlo adecuadamente exigiendo en todo caso un control y cumplimento de la legislación existente”. Se trató también de los principales problemas de su producción en cautividad, si realmente vale la pena el esfuerzo y los medios que se están poniendo para el desarrollo de la especie cuando, se podrían dirigir a otras especies más rentables, o como mejorar las tasas de conversión en cuanto a alimentación.

MEJORAR EN COMUNICACIÓN

Además de producir cada vez mejor, es fundamental vender… La imagen de los productos de acuicultura sigue sin despegar y los consumidores no se muestran dispuestos a valorar, a través del precio, sus cualidades positivas: trazabilidad, estabilidad en el suministro y precio, calidad… Estas son algunas de las cuestiones que se pusieron de relieve durante la sesión técnica dedicada a comunicación en el marco del XII CNA. Esta sesión se dedicó a analizar las necesidades en materia de comunicación de la acuicultura y sus productos, enfocadas desde la premisa de que los productores deben obtener un precio que permita asegurar la sostenibilidad económica de la actividad. Actualmente, como muchos de los reunidos reconocieron, la percepción que tiene el consumidor de los productos de crianza no es todo lo buena que sería deseable. “Existe desconocimiento, y entre aquellos que los conocen, valoran menos el producto que la actividad y no están dispuestos a trasladar al precio la creencia sobre lo bueno que es un producto de acuicultura”, resumía Ladislao Luna, de la Universidad de Cantabria.

¿Cómo solucionar esta situación? Javier Ojeda, de APROMAR, destacó la necesidad de trabajar en la promoción, centrando los esfuerzos en la diferenciación del producto y denunció la “mala identificación de los productos en el punto de venta, un problema general en la UE”. Por ello, apostó por hacer un mayor hincapié en la correcta identificación y por apoyar la promoción de la producción realizada en España frente a la que llega de terceros países.

CALIDAD Y TRANSFORMACIÓN

Además de la promoción, para tener éxito a la hora de comercializar los productos de la acuicultura es necesario tener en cuenta las nuevas tendencias del mercado para adaptarse a las demandas de los consumidores. Preocupación por la salud y la seguridad alimentaria, por el medio ambiente, o búsqueda de productos fáciles de preparar son algunas de las más destacadas, tal y como recordó Mercedes Careche, del CSIC en la introducción de la sesión técnica dedicada a transformación.

Margarita Tejada, del CSIC, centró su presentación en los métodos de sacrificio y los problemas derivados de la presencia de anisakis en productos del mar. En el primer caso, la investigadora destacó la necesidad de que quienes acuden a Bruselas a negociar cuestiones relacionadas con el bienestar animal estén al día de las investigaciones desarrolladas sobre especies interesantes para el sector acuícola español. Sobre la cuestión del anisakis, en concreto en lo que tiene que ver con los problemas de alergia que genera y en el caso de la producción de acuicultura, Tejada insistió en la necesidad de estudiar si existe transmisión de los alergenos a los peces a través de la alimentación con piensos, pues, en caso de descartarse definitivamente, se podría utilizar “como un marchamo de calidad, como producto libre de anisakis” de cara a la comercialización. Por su parte, Raúl Rodríguez, desde la experiencia de la OPP22, recordó que la apuesta por la transformación “surge de forma natural, cuando llegas a unos niveles de producción que el mercado no absorbe” y que supone múltiples ventajas. Rodríguez repasó la evolución de las presentaciones de trucha, desde los primeros pasos consistentes en el eviscerado, pasando por la trucha ahumada, enlatada, fileteada en fresco, hasta las hamburguesas o preelaborados congelados. A pesar de que la introducción de algunas de estas presentaciones comenzó hace tiempo, Raúl Rodríguez reconoció que, en el mercado español, “tenemos una gran asignatura pendiente, el exceso de trucha entera, tenemos que abordar decididamente el problema de la transformación. Es un proceso muy lento, no es de hoy para mañana”.

FORMAR EN FUNCIÓN DE LA NECESIDAD

La sesión técnica de Formación abordó los distintos tipos de programas impartidos en España, tanto en base a ciclos de formación profesional como en formación superior a través master. Asimismo, y a otro nivel, se trató sobre la formación y capacitación en acuicultura como integración e inserción de colectivos -tales como discapacitados, inmigrantes o con riesgo de exclusión social-, así como de AQUA-TNET, una red europea que ofrece programas de formación en áreas como la acuicultura en un espacio global de colaboración y movilidad entre estudiantes y docentes. Entre las cuestiones más destacadas del debate se concluyó que la innovación, el cambio tecnológico y la competividad van de la mano de un desarrollo del capital humano permanente y actualizado, y que, en un sector dinámico en continuo cambio, se ha de seguir impulsando una formación continua en base a las propias demandas de las empresas.

LAS POSIBILIDADES DE LA COOPERACIÓN

Las iniciativas de cooperación internacional en materia de acuicultura se abordaron desde una doble vertiente en esta edición del CNA; por una parte se dio cabida a la cooperación para el desarrollo de terceros países, una actividad que ha de estar “basada en la solidaridad y justicia social”, según sostuvo, Alberto López, consejero ante la FAO; por otra parte, Marc Gagnon, de la Embajada de Canadá, expuso las posibilidades de cooperación entre sector productor e investigadores canadienses y españoles.

Además, Javier Porta mostró el trabajo de la ONG “Andalucía por un mundo nuevo”, en colaboración con Acuicultura sin Fronteras, en Malawi, en dónde trabajan en el desarrollo de instalaciones de cultivo que permitan asegurar el suministro de proteínas de calidad a la población local.