Publicidad
En el marco del proyecto MedAID y con el objetivo de impulsar el sector

El IRTA hace un diagnóstico de la acuicultura en el Mediterráneo

Ipac. - 12 de enero de 2018

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Imprimir

El Instituto de Investigación y Tecnología Agroalimentarias (IRTA) participa en el proyecto con financiación europea MedAID (Desarrollo Integral de la Acuicultura Mediterranea) que arrancó oficialmente en el mes de mayo de 2017, un proyecto de cuatro años de duración que tendrá un papel fundamental a la hora de identificar los factores necesarios para fomentar el crecimiento de este importante sector de producción alimentaria.

Este proyecto, que  estudiará de forma exhaustiva la competitividad y sostenibilidad del sector acuícola marino en el Mediterráneo y que abordará entre otros aspectos prácticas de nutrición y alimentación, bienestar animal, enfermedades animales, genética, impacto ambiental, percepción del consumidor y aspectos relacionados con el marketing, la eficiencia económica y el funcionamiento del sector, así como la imagen social de la acuicultura, se ha estructurado en 11 paquetes de trabajo (WP).

Uno de estos grupos de trabajo, concretamente el WP1, “Evaluación holística para la sostenibilidad total del sector de la acuicultura en el Mediterráneo”, está liderado por Cristóbal Aguilera, gestor de Innovación en Acuicultura en el IRTA,  y Carmen Reverté, de la Unidad de Vigilancia Tecnológica e Inteligencia Competitiva, también del IRTA.

¿Cuál es el  objetivo de este WP1? A grandes rasgos, hacer un diagnóstico de la acuicultura en el Mediterráneo para impulsar el sector proporcinoando una visión general de todos los componentes de la cadena de valor y, también, asistir a los otros WP de MedAID en su ejecución.

Para lograr los objetivos marcados, tal como informa el IRTA, los investigadores partirán desde el conocimiento que obtengan de las encuestas dirigidas al sector, que gestionarán con determinadas empresas (de criadero y engorde) que producen o crían dorada y/o lubina. Recogiendo, de este modo, información para saber lo que los productores piensan sobre la situación actual y para tener una descripción de los problemas más relevantes de la industria desde su punto de vista.

Los resultados obtenidos de las encuestas serán usados para analizar la información desde una perspectiva más amplia, incluyendo un análisis del trasfondo económico, problemas zootécnicos y de salud de los peces, desarrollo de producto y asuntos de marketing y gobernanza. Por lo tanto, destacan las mismas fuentes, “este nuevo conocimiento servirá para resolver problemas que son una consecuencia directa de algunas necesidades específicas del sector y ayudará a entender y a definir la acuicultura mediterránea, así como su comportamiento”.

En esta parte de la investigación se aplicarán metodologías sobre el estado del arte y otras estrategias analíticas para descubrir patrones de comportamiento del sector así como identificar agujeros de conocimiento existentes que guíen hacia futuras preguntas de investigación y otros problemas que desempeñan un papel en el diseño de políticas.

Los investigadores también abordarán, de forma innovadora, los modelos de recogida de datos en granjas y utilizarán procedimientos complejos de análisis basados en datos socioeconómicos y bioeconómicos con el apoyo de diferentes socios de MedAID, así como métodos usados en otros proyectos de la Unión Europea. “Así -apunta el IRTA- a través del análisis de las mejoras zootécnicas, pueden establecerse indicadores clave de mejora para conocer el verdadero impacto de las enfermedades y su coste productivo. También aplicando modelos basados en el análisis de ciclos de vida y abordando la sostenibilidad social y medioambiental, se podrán identificar los diferentes modelos de negocio, lo que hará posible compararlos y, en último término, proveer herramientas para ayudar a mejorar la gobernanza”.

Por tanto, a partir de esta base de datos de granjas, la principal meta del WP1 será la valoración de la sostenibilidad mediante la integración de la valoración de los indicadores zootécnicos clave, de valores medioambientales y sociales, el impacto de enfermedades y el impacto global en el mercado y el rendimiento económico de la industria, sin olvidar la gobernabilidad y la aceptación social de la acuicultura mediterránea.

“Es a partir del análisis de la situación actual del sector y de detectar sus necesidades, que las soluciones propuestas en los diversos WP técnicos pueden contribuir significativamente a mejorar la competitividad del sector, concluye el IRTA.

ipac. en Twitter

© 2018 IPacuicultura Nota legal Política de privacidad Por ipho